Dolor curado
31 julio, 2017

Llame a la Línea de Oración porque tenía sangre en mi orina, y mi tobillo y pie estaban hinchados además del terrible dolor en lado derecho. Mi ginecóloga dijo que miraba un pólipo grande en mi vientre y quería hacer un procedimiento. Tu ministro de oración oró por mí, y antes de que la llamada terminara, ella me preguntó si mis pies y tobillos estaban normales. El dolor se había ido y mis pies y tobillos estaban normales. Después, fui a un examen con el urólogo. ¡No pudo encontrar nada malo!